La leyenda del bosque: magia, secretos y dioses.

por | Jun 22, 2021 | INFANTIL, JUVENIL, Reseña | 0 Comentarios

Los dioses del norte

La leyenda del bosque es el primer libro de la trilogía Los Dioses del Norte de Jara Santamaría. Una novela de fantasía basada en la mitología vasco-navarra en la que habrá magia, dioses y muchos secretos por descubrir.

Un verano nada apetecible

El libro nos cuenta la historia de tres primos: Ada de ocho años, Teo de diez y Emma de doce. Ellos apenas tienen relación entre sí, de hecho, cada uno vive en un lugar del mundo. Sin embargo, les va a tocar pasar todo el verano juntos en casa de su Amona Casilda en Irurita, un pueblo de El Valle del Baztan en Navarra.

Allí pocas cosas tienen que hacer salvo ayudar a su Amona que no es una mujer muy comunicativa. Además, entre ellos no se llevan muy bien y no tardan en surgir los conflictos y las tiranteces. Un día que han ido con la Amona a pastorear unas ovejas, les pilla una tormenta. La Amona se asusta y les mete prisa para llegar a casa. Les explica que estar fuera por la noche es peligroso «El día para los del día y la noche para los de la noche» sentencia. También, aprovecha para contarles algo de las leyendas del valle con la Diosa Mari (Diosa de la naturaleza y de todos los elementos que la componen), la luna y Gaueko (Dios de las tinieblas) como protagonistas.

Comienza la magia

Es una noche cuando, tras una discusión con Emma, Ada se escapa de casa y se interna en el bosque. Emma, que ve desde la ventana cómo la pequeña se aleja, despierta a su primo Teo para ir a buscarla. Llegan al bosque, pero no hay rastro de la niña. Tras un buen rato caminando, encuentran un pozo y deciden saltar por si Ada estuviera dentro.  A partir de aquí, la vida de estos primos cambia por completo, pues el pozo es un portal que los lleva a otro mundo, a Gaua donde la magia existe y, además, siempre es de noche.

En Gaua descubrirán seres extraordinarios y que todas esas leyendas de la Amona son ciertas. Gaua no es más que una representación de su valle, pero sumido en la más absoluta oscuridad. Esto es debido a un castigo de la Diosa Mari por un conflicto surgido de las ansias de poder de Gaueko.

Los niños no dan crédito a todo lo que les está ocurriendo, pero su único objetivo es encontrar a Ada y llevarla de vuelta a casa.

En lo que dura su búsqueda, descubrirán cosas de sí mismos que desconocían, secretos de su familia y la historia (mágica) del valle.

 

«—Nadie puede desafiar a Mari. Nadie tiene el poder para hacerlo, si siquiera él. Pro estaba dolido en lo más profundo de su orgullo, y por eso impuso una norma que nadie debía saltarse: dado que él no podía acercarse a los humanos durante el día, estos debían temer también a la noche. Por eso, ningún humano abandonaría su casa tras la puesta del sol, o de lo contrario, se enfrentaría a su ira.

Mi estómago todavía no estaba lleno, pero algo en la manera en que nuestra abuela nos contaba la historia me había cortado el apetito. Decidí no hacerme caso, y me obligué a apurar el resto de mi plato mientras Emma y Ada seguían hipnotizadas.

Nuestra abuela se inclinó hacia la mesa para concluir su narración:

—De ahí el dicho que os he repetido tantas veces. Las palabras son de Gaueko. —Hizo una breve pausa—: El día para los del día. La noche para los de la noche.

Ahora que lo pienso, ¿por qué no escucharía más a la Amona?».

 

Para leer sin parar

La leyenda del bosque es un libro muy entretenido que se lee casi sin darte cuenta. Tiene mucha acción y un mundo mágico que da gusto descubrir junto a los protagonistas. La novela está narrada desde el punto de vista de cada uno de los niños y esto ayuda a empatizar con ellos, con sus miedos, sus emociones, sus deseos…

Jara Santamaría se basó para escribir esta historia en la mitología vasco-navarra y es una delicia descubrir todos esos dioses y leyendas del norte de nuestro país. Como te comentaba al principio, La leyenda del bosque es la primera novela de la trilogía Los Dioses del norte así que, si te animas con esta lectura y quieres completarla, tienes también otras dos entregas: El tejedor de pesadillas y el Linaje perdido.

Una historia de magia, leyendas, amistad, familia e identidad. La diferencia de edad de los tres protagonistas está muy bien manejada por la autora, para hacernos ver las cosas desde distintos puntos de vista, en parte, marcados por esa edad: La emoción de Teo por ese mundo mágico, la responsabilidad de Emma y sus inseguridades, y la inocencia de Ada junto a su enorme fortaleza.

Jara Santamaría

Jara Santamaría es una escritora y periodista que comenzó su carrera literaria muy joven, pues con diecisiete años ganó el Premio Jordi Serra i Fabra para jóvenes con su novela Te comerás el mundo. Ha publicado también Londres después de ti y esta exitosa trilogía de Los Dioses del norte.

 

¿Conocías a Jara Santamaría? ¿Te interesa la mitología de nuestro país?

 

Puedes contarme lo que quieras en comentarios y también, si te apetece recibir contenido extra sobre los autores y libros reseñados, te animo a suscribirte.

Abrazos de dioses.

 

¿Te suscribes?

0 comentarios

Enviar un comentario